Posts Tagged ‘profesor’

Otro año más tengo el gusto de presentar un nuevo curso impartido por Manuel Ramiro Valderrama. Se celebrará del 13 de febrero al 21 de marzo en la Facultad de Traducción e Interpretación de Soria. Esta vez, se centra en la narrativa y está estructurado en módulos. ¡Ideal para sacar al escritor que llevas dentro!

OBJETIVOS

Interiorizar criterios de escritura eficaz y aplicarlos en la producción de relatos y microrrelatos.

 

METODOLOGÍA

La metodología será activa y funcional:
Las 10 sesiones se distribuirán en cinco módulos teórico-prácticos. La reflexión y el análisis conjunto servirán de retroalimentación para la producción textual individual
Actividades programadas: Análisis funcional de cuentos consagrados.
• Ejercicios de progresivo acortamiento de los textos desde el relato corto al microrrelato.
• Producción individual de un comentario, un relato y 2 microrrelatos.
• Análisis colectivo de los cuentos escritos por los compañeros: Sugerencia de     mejora por parte de los compañeros y del profesor.
• Publicación en prensa de los mejores relatos seleccionados por el grupo (por confirmar).

PROGRAMA MODULAR

Módulo 1a (Para no iniciados): (2 sesiones de 3 h) “Para escribir eficazmente”
+ Cualidades del texto escrito. Lectura: “Qué hace que un texto sea texto”, de Hernández Paricio.
+ Sugerencias para empezar a escribir.
Módulo 1b (Para iniciados): (2 sesiones de 3 h)
+ Las funciones del cuento tradicional: La morfología del cuento, de Vladímir Propp
Módulo 2: Común (3 sesiones de 3 h)
+ Estructuras narrativas y factores de eficacia:
– Tratamiento del tiempo y del espacio en los cuentos.
– Tratamiento de la acción: Simplificación de la trama. Función de la intriga. Sorpresa en el desenlace.
– Tratamiento de los personajes.
Primera tarea. Escribir un comentario sobre un relato.
Módulo 3: Común (1 sesión de 3 h)
+ El relato contemporáneo.
Módulo 4: Común (2 sesiones de 3 h)
+ El relato neofantástico:
Lectura motivadora: “El cuento breve y sus alrededores”, de Cortázar.
Segunda tarea: Escribir un relato, a ser posible, neofantástico.
Módulo 5: Común (2 sesiones de 3 h)
+ El microrrelato I: Lectura y análisis de microrrelatos (1 sesión de 3 h).
Tercera tarea. Escribir un microrrelato.
+ El microrrelato II: Lectura y análisis de microrrelatos (1 sesión de 3 h).
Cuarta tarea. Comentar cuentos de compañeros del grupo y escribir otro microrrelato.

EVALUACIÓN

• Asistencia y participación en clase.
• Lectura de dos textos sobre el relato breve.
• Participación en el análisis de textos.
• Producción personal de los cuatro textos previstos (14 h no presenciales)

 

REQUISITOS PARA LA OBTENCIÓN DEL DIPLOMA ACREDITATIVO

Asistir regularmente a las sesiones del curso (al menos a un 80% de las clases).
Participar en las actividades propuestas.
Escribir cuatro textos.

Número máximo de alumnos: 30.
Mínimo: 15.

IMPORTE INSCRIPCIÓN: 60 euros

INFORMACIÓN E INSCRIPCIÓN:
Unidad de apoyo a los departamentos
(Marisa Millán, módulo 1, enfrente del bar)

FACULTAD DE TRADUCCIÓN E INTERPRETACIÓN
Campus Universitario Duques de Soria
42004 SORIA
Teléfono: +34 975129107/08
Fax: +34 975129102
Correo: luisamaria.millanARROBAuvaPUNTOes

OBSERVACIONES:
El curso se podrá convalidar por créditos de libre configuración. Los alumnos realizarán una preinscripción antes de la matrícula.

Actualizaciones

El pasado lunes 4 de febrero salimos en uno de los periódicos locales.

Hoy, 28 de febrero han publicado una entrevista a Manuel Ramiro en el Heraldo de Soria.



Llevo bastante tiempo, quizá demasiado, sin actualizar el blog.  Como ya expliqué anteriormente, estoy enclaustrada intentando pulir mi tesis. Por lo tanto, muy a mi pesar, no tengo demasiado tiempo para otros menesteres cibernéticos.

Sin embargo, tengo un anuncio muy interesante que hacer. Mi buen amigo y antiguo profesor de Lengua Española en la Facultad de Traducción de Soria, Manuel Ramiro Valderrama, va a impartir un curso muy recomendable para todos los que quieran perfeccionar sus habilidades relacionadas con la expresión escrita.

logo FTI soria azul

CÓMO ESCRIBIR EFICAZMENTE

4 ECTS (30 horas presenciales)

PROFESOR:  Manuel Ramiro Valderrama

COORDINADORAS: Judith Carrera Fernández, Esther Fraile Vicente, Consuelo Gonzalo García.

OBJETIVOS

  • Estimular la capacidad creativa y aprender a manejar el pudor expresivo.
  • Proporcionar al traductor pautas de comprensión del texto como fenómeno expresivo-comunicativo.
  • Adiestrar en el manejo teórico y práctico de los códigos textuales.
  • Adquirir destrezas específicas en producción de textos escritos de calidad académica adecuada al nivel.

METODOLOGÍA

La metodología será activa y funcional y seguirá esta dinámica en cada tema, con las variaciones necesarias:

  • Exposición teórico-práctica.
  • Lectura de un texto de referencia.
  • Análisis y comentario dirigido de sus rasgos pertinentes.
  • Redacción de un texto de similares características.
  • Comentario colectivo de textos realizados.
  • Elaboración conjunta de una antología de textos de interés.

La reflexión y el análisis conjunto servirán de retroalimentación para la producción textual individual.

EVALUACIÓN

Asistencia a clase, comentario y producción de textos de diversos géneros, según los intereses y necesidades de los alumnos. Requisitos para la obtención del diploma acreditativo:

  • Asistencia regular a las sesiones del curso (al menos a un 80% de las clases).
  • Superación de los ejercicios propuestos.

FECHAS: Del 14 de noviembre al 15 de diciembre de 2011.

LUGAR: Aula B 08 de la Facultad de Traducción e Interpretación en el Campus Universitario «Duques de Soria»

Número máximo de alumnos: 30.

Mínimo: 15.

HORARIO: Miércoles y jueves de 18 a 21 horas

IMPORTE INSCRIPCIÓN: 60 euros

INFORMACIÓN E INSCRIPCIÓN

Secretaría administrativa (módulo 3)

Faculta de Traducción e Interpretación

Campus Universitario Duques de Soria

Universidad de Valladolid

42004 SORIA

Teléfono: +34 975 12 91 07/08

Fax: +34 975 12 91 02

Correo: negociado.trad@uva.es

OBSERVACIONES:

  • El abono de la matrícula por el alumno implicará su conformidad con el curso.
  • El curso se podrá convalidar por créditos de libre configuración.
  • Los alumnos realizarán una preinscripción antes de la matrícula.

Reconozco que no actualizo tanto como me gustaría y me siento culpable por ello. Sin embargo, en mi defensa debo alegar dos atenuantes:

  1. Este últimos mes he empezado un nuevo trabajo.
  2. Mi objetivo principal ahora es acabar la tesis.
Trial by Jury Usher

Fuente: Wikimedia Commons

Ahora, vayamos por partes.

¿Un trabajo nuevo? Desde octubre he empezado a impartir la asignatura Lengua A (español) del grado de Traducción e Interpretación en la Facultad de Soria. Este año doy una asignatura completa como profesora asociada, lo cual implica una gran responsabilidad (o al menos, eso es lo que me parece). El comienzo del curso ha sido trepidante. Aunque no quiero adelantar acontecimientos, me ha parecido buena idea escribir un artículo sobre mis experiencias con el nuevo plan de estudios de Traducción e Interpretación cuando acabe el cuatrimestre (allá por febrero).

Para ir abriendo boca, hace algún tiempo ya dije que dar clase es como el sushi y lo sigo manteniendo.  A todos aquellos que les interese el tema, por favor, os agradecería que me compartierais conmigo vuestras inquietudes sobre el tema, ya sea en los comentarios, por Twitter o por correo electrónico.

¿Pero cómo no has acabado ya la tesis, alma de cántaro? Esa es la pregunta que me hago yo todos los días. Creía que encerrándome todo el verano por fin iba a dar carpetazo al tema, pero me encontré con un pequeño obstáculo: mi perfeccionismo, que últimamente ha alcanzado unas cotas casi patológicas. Tengo que mirármelo, porque esto no puede seguir así. Me consuela el hecho de que uno sabe cuándo acaba la tesis, pero no no cuando la termina. Eso es lo que me han contado mis amigos doctores :).

Pero no todo en esta vida va a ser currar. También hay que tener tiempo para aprender cosas nuevas. Por eso, el fin de semana del 19 de noviembre me voy a Madrid al curso de traducción médica que organiza Asetrad. La traducción médica es un tema que me apasiona desde que estudié traducción científica en la carrera.

Damas y caballeros del jurado, tomen en cuenta estas alegaciones antes de llegar a un veredicto porque a partir de ahora solo podré publicar en el blog una vez al mes. Y eso, en el mejor de los casos.

Esta mañana he impartido mi primera clase de traducción (inglés-español)  y, aunque no es la primera vez que me pongo el disfraz de profe, hoy he sentido cómo me ha picado lo que yo llamo ‘el virus de la docencia’.

Vamos a empezar por el principio. Hace unos ocho años, es decir, cuando empecé la carrera (¿ya ha pasado tanto tiempo? Me hago mayor y ni me había dado cuenta) tenía muy clara una cosa: Que no quería ser profesora. Lo que yo quería ser es traductora. El razonamiento típico y lógico de una estudiante de T&I es el siguiente: “Si quisiera ser profe, pues me hubiera puesto a estudiar magisterio o filología”. Además, siempre he tenido pánico a hablar en público como ya he comentado con anterioridad, aunque he aprendido algunos trucos para que no se me note (tanto). Después de todo, las clases de interpretación tenían que servir para algo, ¿no? Ah, que era otro tipo de interpretación, ahora que me acuerdo ;-).

Bandeja de sushi variado

Nunca sabes si te va a gustar hasta que no lo pruebas

Pero la vida da muchas vueltas y aquí estoy, enseñando lo poco que sé de casi nada.

Ayer cuando estaba preparando la clase ( sí,  los profes no solo curran cuando están en el aula, resulta que antes de soltar el rollo tienen que preparárselo ;-)), me puse a pensar cómo enfocar la clase. Entonces recordé eso que a todos los novatos nos gustaría saber para no entrar en el mercado laboral como un elefante en una cacharrería: ¿Cómo es el mundo real? Y, más concretamente, ¿cómo es el mercado de la traducción? Así, pues, hoy he hablado durante más de hora y media sobre el mercado de la traducción (¡y aún no he llegado al tema de las tarifas!) y creo que el tema ha suscitado interés. Tanto que, aunque ya había terminado la hora, todo el mundo estaba sentadito en su sitio sin emitir otro ruido que el tecleo de los portátiles. ¡Alucinante!

Como antigua alumna de la carrera, y como posteriormente me ha confirmado el artículo “¿Por qué se estudia Traducción e Interpretación en España?” (visto en Algo más que traducir), muchas personas que entran en la carrera no saben realmente cuál es la labor del traductor o del intérprete, ni que existen otras salidas laborales igual o más glamourosas que estas. Elegir uno u otro camino depende de los gustos personales y de lo duro que trabajes para conseguir las metas que te hayas fijado.

En mi opinión, al igual que muchos blogueros traductores, la universidad tiene que estar en contacto continuo con la profesión para saber qué se espera de los futuros licenciados. Porque proporcionar una formación sólida no consiste simplemente dar a conocer las estrategias de traducción y conseguir que tus alumnos escriban textos meta ideales, sino que también supone prepararles para tomar contacto con la profesión y sus vicisitudes. Y hay que hacerlo de una forma realista y objetiva.

¿Por qué digo esto?

Porque también escuché en su momento comentarios del tipo “si quieres ser traductor, prepárate para morirte de hambre” hasta el hartazgo y no quiero perpetuar esa tradición que invita a  la desmotivación entre el alumnado. Es cierto que hay tarifas que no dan ni para pagarte unas cañas, pero tampoco es necesario quitar las ilusiones despiadadamente a los que empiezan.

Si quieres que tus alumnos vayan a clase y muestren interés, tienes que darles buenas razones para que se esfuercen. Una puede ser convencerles de que se trata de una carrera apasionante y con futuro. Es decir, hay que saber buscar temas que los alienten a seguir estudiando y aprendiendo. Una tarea nada fácil para una novata.

Pero sin pecar de optimista, no se vayan a pensar que están en el mundo de la piruleta. Tampoco hay que pintarlo todo de color de rosa. Para llegar a algo en esta vida hay que ganárselo a pulso. Y eso también hay que decirlo claramente: De nada sirve el talento si no se ejercita con perseverancia, ya lo decía Drácula el viernes en El País. Y a traducir, solo se aprende traduciendo.

Pero volviendo al tema de mi enfermedad, esa que provoca el virus de la docencia. Sabes cuando estás infectado porque se presenta un cuadro clínico de entusiasmo exacerbado provocado por la respuesta positiva del alumnado y una necesidad patológica de compartir todo lo que tu sabes. También pueden manifestar otros síntomas, dependiendo del individuo afectado. Se han descrito casos de pacientes que ven la vida como si fueran diapositivas de PowerPoint :-P.  Ahora echo la vista a atrás y me río de mi aversión a la tiza. Supongo que cuando eres alumna, querer ser profe es un poco como querer pasarse al lado oscuro :-). Jamás hubiera imaginado que un día iba a ponerme en la tarima delante de la pizarra para enseñar a traducir. Y menos aún que me iba a gustar.

Lo peor de todo es que engancha, que nunca es suficiente, que siempre quieres más . Como una droga. O como el sushi, que en mi caso, viene a ser lo mismo.

  • Licencia de Creative Commons
    Traducción e investigación, por Judith Carrera
    tiene una licencia Creative Commons Reconocimiento 3.0.
    .